Un invitado de la boda de Tamara Falcó intenta vender en Wallapop un regalo que se dio a los asistentes

Un abanico de la boda de Tamara Falcó, a la venta en Wallapop.

RTVE

¿Quién habrá sido el responsable de poner a la venta un abanico de la boda de Tamara Falcó e Íñigo Onieva? ¿Un invitado descontento, un empleado astuto o un colado oportuno? Lo cierto es que este detalle nupcial ha aparecido en Wallapop, la plataforma de segunda mano, por un precio desorbitado: 50 euros.

El abanico en cuestión es un paipay de color blanco con las iniciales de los novios, TF IO, grabadas en negro. Se trata de un modelo que se puede encontrar en Amazon por 1,85 euros, pero que adquiere un valor especial por haber sido parte de la celebración del enlace de la marquesa de Griñón, que tuvo lugar el pasado sábado 8 de junio en Aldea del Fresno.

Un producto exclusivo y reservado.

El vendedor del abanico es un usuario de Valencia con buena reputación en Wallapop. Según su anuncio, el paipay es original y fue adquirido en la propia boda. Además, se muestra dispuesto a escuchar ofertas por este objeto tan singular.

No es la primera vez que Wallapop se convierte en el escaparate de productos relacionados con el folclore español. En esta aplicación se pueden encontrar desde trajes de toreros famosos hasta revistas ¡Hola! antiguas, pasando por otros objetos usados o referenciados por algún personaje público.

El abanico de la boda de Tamara Falcó no ha tardado en encontrar comprador y ya está reservado. Habrá que ver si el vendedor consigue los 50 euros que pide o si acepta una oferta más baja. Lo que está claro es que este paipay ha dado mucho que hablar.

La luna de miel de ensueño de Tamara Falcó e Íñigo Onieva.

Después de su romántica boda el pasado 8 de julio, Tamara Falcó e Íñigo Onieva han puesto rumbo a Sudáfrica para disfrutar de su luna de miel. La pareja ha elegido este destino por su diversidad de paisajes, cultura y fauna, y ha compartido algunos momentos de su viaje en sus redes sociales.

Tamara e Íñigo han visitado Ciudad del Cabo, una de las ciudades más cosmopolitas y vibrantes del país, donde se han alojado en el hotel Mount Nelson, un lujoso establecimiento con jardines, piscina y un exquisito servicio gastronómico. Allí han podido admirar la belleza del océano Atlántico, la montaña de la Mesa y el Cabo de Buena Esperanza.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Tamara Falcó (@tamara_falco)

Entre tiburones, elefantes y leones.

Los recién casados no se han conformado con relajarse en la ciudad y han buscado emociones fuertes en su luna de miel. Una de las experiencias más impactantes que han vivido ha sido el buceo en jaula con tiburones, una actividad que les ha permitido ver de cerca a estos impresionantes animales marinos. Tamara ha preferido observar desde el barco, mientras que Íñigo se ha sumergido con un traje de neopreno.

Pero la aventura no ha terminado ahí. Tamara e Íñigo también han viajado al parque nacional Kruger, una de las reservas naturales más grandes y famosas de África. Elefantes, leones, cebras y jirafas han sido algunos de los animales que han visto durante su safari, que han documentado con fotos y vídeos.

Un viaje dulce como la miel.

Tamara Falcó ha definido su luna de miel como «tan dulce como la miel» y «de tanta belleza como la luna». La marquesa de Griñón ha mostrado su felicidad junto a su marido, con quien ha intercambiado gestos de cariño y complicidad. La pareja también ha disfrutado de la gastronomía local y ha aprendido algunas palabras en zulú, uno de los idiomas oficiales de Sudáfrica.

Sin embargo, el viaje también ha tenido un momento triste para Tamara, que recibió la noticia del fallecimiento de Marta Chávarri, prima hermana de su padre. La aristócrata se mostró muy afectada por la pérdida y recibió el apoyo de su marido y de sus hermanos. A pesar de este duro golpe, Tamara ha intentado seguir adelante con su luna de miel, que aún no ha terminado. La pareja tiene previsto visitar otros destinos en su viaje de más de un mes por el mundo.